Camarasa: Tuvimos que profundizar el trabajo en comedores y merenderos en todo el Gran Rosario

Movimiento Solidario Rosario nació hace aproximadamente diez años. Con el
convencimiento de que donde haya necesidades ellos tienen que estar, redoblan sus
esfuerzos en este contexto de pandemia. Ricardo Camarasa, su coordinador cuenta sobre
la labor que llevan habitualmente y específicamente durante el aislamiento social,
preventivo y obligatorio.

IF: ¿Qué es Movimiento Solidario Rosario?
El Movimiento solidario Rosario es una organización sin fines de lucro, que trabaja en la
ciudad de Rosario hace más de 10 años con fines sociales. Trabajamos con una población
que está atravesada por vulnerabilidad social, situación de calle. Somos un gran grupo de
algo así como 200- 250 voluntarios en los que no hay límites de edad, no hay límites de
género tampoco, son bienvenidos adultos, adultos mayores, jóvenes.
Tenemos talleres de oficios como son peluquería, barbería, carpintería, repostería,
panificación, manicuría; también tenemos el taller de asistente jurídico, taller de tejido, la
escuelita que es apoyo escolar y alfabetización; tenemos nuestro taller de cocina que es
previo a las recorridas nocturnas. Este año también íbamos a incorporar nuevos talleres,
pero bueno, dado la problemática actual nos hemos focalizado en otras cuestiones que por
lo pronto han impedido que nos podamos expandir y seguir trabajando como lo veníamos
haciendo, creciendo año a año. Además tenemos comedores y merenderos con los que
venimos vinculándonos y trabajando.
IF: ¿Qué funciones cumplen habitualmente y cuáles en el contexto excepcional de
pandemia?
Habitualmente tenemos cinco zonas de la ciudad donde todos los voluntarios están
divididos en cada una de las zonas; hacemos recorrida nocturnas donde vinculamos a la
gente que conocemos, es nuestra excusa para conocer a la gente y poder enseñarle un
oficio, capacitarlos, que tengan herramientas, por sobre todas las cosas derechos; les
hacemos DNI, partida de nacimiento, currículum, trámites en Anses y además tratamos de
vincularnos con ellos para que puedan acceder a nuestros programas de capacitación en
oficio, además de llevarles comidas, frazadas, ropa de abrigo cuando es invierno. Las
recorridas son a lo largo de todo el año, los programas de capacitación también y al
detenerse todo esto lo que estamos haciendo es trabajar con cada uno de nuestros
comedores y merenderos haciendo un trabajo de articulación donde dividimos los
comedores y todos los merenderos por grupos y todos nuestros voluntarios abordan la
problemática de cada espacio igual: desde hacerles un currículum, DNI, todo trámite que
necesite la gente, incluso ver la posibilidad de incorporarlos a bolsa de trabajo para ver si
pueden conseguir trabajo o algún laburo que esté dando vueltas por ahí. Con la esperanza
de que todo esto pase lo más rápido posible y poder trabajar con otra dinámica un poco
más efectiva.
IF: ¿Notan que debieron profundizar la asistencia en sectores vulnerables? Si es así ¿a qué
creen que se debe?
Sí, hemos notado que tuvimos que profundizar el trabajo en comedores y merenderos, en
todo lo que es la parte alimentaria, tanto en Rosario como en Gran Rosario (el movimiento
solidario no solamente está acá, está en Villa Constitución) donde venimos trabajando en

barrios vulnerables donde la problemática alimentaria es muy compleja. Nosotros tratamos
con las herramientas que tenemos de abordar esta problemática de la mejor manera, pero
bueno, vemos que se está incrementando notoriamente este problema porque cada vez es
más la cantidad de gente que concurre a los merenderos y a los comedores y la verdad es
que nuestro trabajo ha virado por ese lugar, pero bueno, tratamos de darle la importancia
que se merece y creemos de que esto va a pasar, esperemos que pase, ya que producto de
la crisis social de la que veníamos desde hace años atrás se ha profundizado justamente
por esta pandemia que ha provocado que muchísimas personas no tengan acceso a un
trabajo y quiénes lo tenían lo han perdido y esto ha dificultado mucho el tema alimentario
¿no? Y el tema económico fundamentalmente.