Los Bancos también abrirán el sábado y el domingo para pagar jubilaciones y planes sociales

Después de exponer al virus a decenas de miles de jubilados en todo el país, el sindicato bancario aceptó trabajar durante el fin de semana. El Banco Central emitirá una resolución para formalizar la decisión.

El secretario general de la Bancaria, Sergio Palazzo, confirmó que “sábado y domingo van a estar abiertos los bancos, el Banco Central va a tomar la resolución en estas horas” y agregó que “los cajeros están llenos para los que tienen tarjeta”.

Desde la madrugada,se produjeron largas filas en las entidades de personas que no cuentan con tarjetas de débito para retirar sus ingresos o acostumbran hacerse del efectivo de una sola vez para manejar sus gastos mensuales.

Las aglomeraciones en bancos, en buena medida de personas que por su avanzada edad son población de riesgo en medio de la pandemia de COVID-19, son un retroceso respecto de las medidas de distanciamiento social que eran el eje de la estrategia del Gobierno para contener el avance de la enfermedad.

Fue desarrollado por el Banco Central, la Anses, la Asociación Bancaria y los bancos. Estaba previsto abrir hoy y mantener el funcionamiento de las sucursales en los próximos días, para evitar un aluvión de personas. Sin embargo, las necesidades pudieron más y esta madrugada se formaron largas colas en todo el país de personas que en muchos casos son población de riesgo ante la expansión del virus COVID-19.

Por supuesto que son situaciones difíciles de administrar. Yo hablé con Miguel Pesce y se va a disponer la apertura de bancos de sábados y domingos”, dijo Alejandro Vanoli, director de la Anses.

Habíamos tratado de exhortar el uso de los canales electrónicos. Es una situación en la que mucha gente tenía trámites por hacer y bueno, quiere ir al banco. Hay un protocolo para mantener las distancias y muchos jubilados no pueden estar dentro de la sucursal”, agregó Vanoli.

“No es imprescindible que la gente haga el trámite en el banco, suspendimos hasta la fe de vida y todo trámite con vencimiento”, añadió.

“Es muy difícil que si se quiere habilitar este tipo de operaciones no se genere alguna aglomeración, porque son prácticas y costumbres que tenemos desde hace muchas décadas y que es muy difícil que el miedo a la pandemia las cambie”, finalizó Vanoli.