Nuevo dispositivo de control de narcolemia en Rosario

El nuevo narcolímetro entró en funcionamiento es fin de semana pasado. Este nuevo dispositivo permite a un costo más económico obtener resultados más inmediatos por consumo de estupefacientes por parte de conductores.
Desde el municipio anunciaron que se prepara la licitación para adquirir un aparato más para sumar a éste tipo de test que lleva tres años desde su implementación.
El dispositivo DDS2 Allere, comprado a Inglaterra, es utilizado en todo el mundo porque el aparato facilita la realización de la prueba.
Recordamos que el intendente Pablo Javkin, sostenía que “el control es una de las prioridades de esta gestión municipal y en este sentido trabajamos desde la secretaría, dándole mayores recursos tecnológicos a nuestros agentes a la hora de ejercer el cumplimiento de las normas en el tránsito” fue la exposición que hacía la funcionaria Carolina Labayru, de la secretaria de Control y Convivencia.
Durante el último operativo de control el Director General de Tránsito, Gustavo Adda, detalló “Este nuevo narcolímetro detectó dos tests positivos de cannabis y cocaína, permitiendo quitar de circulación ambos vehículos cuyos conductores representaban un verdadero peligro para el tránsito”. Como así también “Tenemos ante nosotros un consumo no atado directamente a la nocturnidad que por supuesto es preocupante. Nos hemos propuesto advertir esta conducta que pone en peligro la vida del propio infractor y la del resto de las personas que hacemos el tránsito”.
También brindó información sobre su funcionamiento, como que “Los test que venimos haciendo llegan a tardar unos 20 minutos y los que se concretan con el nuevo aparato rondan en 5 minutos”.
Sobre el funcionamiento precisó que se realiza el hisopado de saliva con material descartable sobre la persona al volante y esa muestra se inserta en un medidor que determina si la persona está bajo los efectos de alguna sustancia en ese momento.
El medidor se encuentra previamente configurado y el mismo ya posee los niveles de cortes correspondientes así que solo determina el positivo o el negativo con respecto a las sustancias.
La medición se utiliza sobre 6 familias de sustancias cuyos efectos alteran las facultades de manejo: cannabis, cocaína, opiáceos, anfetaminas, metanfetamina y benzodiacepinas.
Finalmente el Director de Tránsito, informó que en la mayoría de los casos, los infractores habían consumido cocaína y en segundo lugar, marihuana.